Las actividades de la bestia que sube del mar

Pr. Daniel Herrera

Como vimos ayer, Apocalipsis 13:5 hablaba de un período específico de persecución. Los 42 meses de las actividades de la bestia son el mismo período que los 1.260 días de la persecución de la mujer/iglesia de Apocalipsis 12:14. Los días proféticos simbolizan años. El año 538 d.C. marca debidamente el comienzo de este período profético, ya que la iglesia romana, con el Papa como cabeza, se estableció como un poder eclesiástico que dominó el mundo occidental durante la época medieval. Los acontecimientos de la Revolución Francesa infligieron a la bestia la herida mortal en el año 1798, llevando así a un fin temporal el dominio opresor de la iglesia y la religión instituida por el Estado.

Compara Apocalipsis 13:5 al 8 con Daniel 7:24 y 25; y 2 Tesalonicenses 2:2 al 12. ¿De qué manera las actividades de la bestia que surge del mar reflejan las descripciones del cuerno pequeño y del hombre de pecado?

Las actividades de la bestia durante el período profético de 1.260 días se expresan en términos de blasfemias. En el Nuevo Testamento, la blasfemia puede denotar una pretensión de igualdad con Dios (Juan 10:33; Mat. 26:63-65) y de tener las prerrogativas de Dios (Mar. 2:7). Las blasfemias de la bestia que surge del mar están dirigidas “contra Dios, para blasfemar de su nombre, de su tabernáculo, y de los que moran en el cielo” (Apoc. 13:6). La morada de Dios es el Santuario celestial, donde Cristo ministra en favor de nuestra salvación. La bestia que sube del mar niega la obra mediadora de Cristo al sustituirla por un sistema humano que pretende impartir salvación y el perdón de los pecados, actos que son la esencia de la blasfemia.

Apocalipsis 13 señala un tiempo de gran apostasía en la iglesia cristiana, que se cumplió cuando la iglesia oficial de Europa Occidental, bajo la tutela de Roma, reclamó la posición y las prerrogativas de Dios para el Papa como su cabeza. El ministerio expiatorio de Cristo en el Santuario celestial fue reemplazado por el sacerdocio de la iglesia. Los que rechazaron someterse a Roma sufrieron persecución y martirio. Aunque en la actualidad estas declaraciones se consideran duras e incluso intolerantes, el presente no puede borrar la historia, por más que ese sea el deseo de muchos.

¿Cómo podemos permanecer fieles a la profecía en relación con la historia de la iglesia y, al mismo tiempo, ser amables y prudentes al presentar estas verdades a los demás?

Lecciones de la Biblia

Estudio de la Biblia

More info




Canción actual

Title

Artist